Retratos desde la frontera del pintor Javier Joven

"Paula", de Javier Joven. Óleo/lienzo, 2010

Bajo el título Retrato del artista seducido, en la galería Pepe Rebollo desde el 16 de junio, se inaugura una exposición que refleja el cambio temático del pintor Javier Joven. Cambio que comienza con la Serie In Vino Veritas, expuesta en Uncastillo (Zaragoza), desde agosto de 2009, con la colectiva Encuentra 2009, que organizó la Fundación Uncastillo y la Fundación Norte.

Pero ahora estamos ante una exposición que comienza, a nivel simbólico, con el autorretrato Retrato del artista seducido y que da título a la exposición.   El pintor se muestra vestido con elegancia sobre un fondo que sugiere, quizá, una zona de su estudio en la Casa de Velázquez de Madrid. Con el medio cuerpo algo ladeado y los brazos unidos, el sombrero refleja su habitual costumbre y el rostro gira con suave levedad para centrase en las gafas y la medida barba, mientras que el resto permanece en una especie de anonimato al desaparecer ojos, cejas, nariz y labios. Cuadro prototipo pues dicho anonimato se da, por ejemplo, en algunas figuras del cuadro Bruno en Pierre Chardin o en la figura masculina de Denis y Claire, bailando en el jardín de la Casa de Velázquez, de modo que evidencia cierto énfasis por lo enigmático y su implícito atractivo ante el vacío con lo individual eliminado.

Las obras reflejan el ambiente festivo en la Casa de Velázquez de Madrid con los artistas becados, razón para captar a franceses y españoles en obras tipo Denis y Claire, bailando en el jardín de la Casa de Velázquez. Beca con exposición colectiva en la galería Pierre Chardin de París, razón del cuadro titulado Bruno en Pierre Chardin. Obra emblemática por el ambiente de la inauguración, los churretones verticales que alteran el suelo y el anonimato de muchas figuras por la eliminación de rasgos faciales, salvo alguna figura del fondo vista de perfil o de forma que impide su reconocimiento.

Los retratos de las figuras femeninas, como en Paula, con la cabeza ladeada, las enormes gafas y una actitud de posar, evidencian la juventud de las artistas, razón de su plenitud física y una actitud de jolgorio generalizado por el acto expositivo en diferentes facetas, como en el cuadro En la limusina con las tres figuras femeninas, tan bellas, sonrientes y felices, en el interior de un coche.

Uno de los enfoques más singulares se da en algunos cuadros, justo cuando pinta una o más figuras para configurar una obra y al lado hay otro cuadro relacionado con el primero. Basta citar Denis y Claire, bailando en el jardín de la Casa de Velázquez o el mismo Denis bailando sin pareja. Ambos cuadros reflejan un ambiente festivo nocturno en pleno jardín con la tímida Luna al fondo. Los cuadros de al lado son un reflejo muy alterado de la noche con Luna de las obras citadas, pero aquí como si fuera una misteriosa abstracción con bello juego de luces y sombras. Los cuatro cuadros, dos y dos, se complementan y son lejanos entre sí, como una especie de anómala dualidad que palpita independiente, pero siempre con necesidad de fundirse en su hermano temático mediante la noche inundando esa atmósfera general.

No se ve claro que exista un tono crítico por reflejar ambientes artísticos, tal como hiciera en su anterior período mediante la obligada e impresionante crítica social, pues se evidencian actitudes y gestos reales con suma naturalidad sin presencia de matices negativos. Estamos ante una actitud fronteriza, por cierta lejana mirada vía observación, entre el artista y los personajes, de modo que los fija en la retina, incluso quizás parta de fotografías, y los pinta desde cambiantes panoramas por dispares actitudes y lugares. Siempre con su habitual dominio técnico.

Exposición impecable con el desarrollo de un tema concreto, como si fuera un ciclo cerrado en cuanto al tema, que demuestra la categoría de un artista versátil con altas dosis de observación. Se deduce que en su próxima exposición veremos un cambio temático. Javier Joven, tal como indiqué para otro artista hace tiempo, pertenece a lo que yo definía como la espléndida generación de pintores del 2000 en Zaragoza. Pintores figurativos y abstractos.
Manuel PÉREZ-LIZANO FORNS
Presidente de AACA

Fecha de Entrega: 30/06/2010
Fecha de Admisión: 30/06/2010

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s